El año 1847 se contabilizaban 480 yugadas de tierra de labor de primera clase, 774 de segunda y 1.060 de tercera, agregando el narrador que "...sus huertas estaban muy abandonadas por dedicar los vecinos todas sus actividades, preferentemente a la elaboración y manufactura de utensilios y objetos de esparto rígido picado..."

 

            En las pequeñas huertas extendidas a lo largo de ambas márgenes del Turia, dada su feracidad y vivificación por la abundancia de agua para el riego, se cultiva toda clase de cereales, maíz, remolacha, alfalfa, forrajes, legumbre y hortalizas en cantidad suficiente para el consumo familiar, pero no para la venta de excedentes.

 

            Es importante la recolección de manzanas en sus 3.000 árboles, 200 perales, cerezos, ciruelos y otras variedades. También era culminante la recolección de nueces, pero en la segunda década de siglo, una empresa maderera radicada en Marsella (Francia) pagaba tan elevados precios por los troncos que fueron arrancados y vendidos todos los aprovechables, quedando únicamente los jóvenes, ahora representantes de aquella riqueza que dio nombre a algunas partidas: Las Nogueruelas, Pieza Noguera de Arriba y Abajo, etc.

 

            En su último término secano abundan pastos y monte bajo junto a pequeñas zonas de pinos jóvenes de repoblación. En la actualidad tiene alguna importancia el planteo y recolección de almendra, con saneados beneficios a la economía familiar. Los desaparecidos viñedos a causa de filoxera, fueron de alguna valía hasta fines del primer cuarto de este siglo.

 

            Las abundantes hierbas y matojos de todo tipo que cubren sus montes, mantuvieron numerosos ganados hasta nuestra Guerra Civil, no recuperada esta riqueza ganadera sino en baja escala. Ahora sólo alimentan algunos conejos y liebres y por ellos pululan las perdices, muy perseguidas por los cazadores furtivos, cobrándose alguna zorra. Por ellos discurren bastantes jabalíes, llegando hasta las huertas donde ocasionan apreciables daños.

 

            Las escasas truchas y barbos del Turia son de excelente calidad, pero muy acosados por los pescadores.

.
 

OFERTA 10% Dto:

  • Visitantes Javalambre

CONTACTO:

 TARIFAS:

  • 25 - 29 € / Persona con desayuno
  • Cama supletoria 15-20 €
  • Precios especiales a grupos
  • Menu: 12 €